Dra. Carlota López de Albisu: A un año de su partida

Hoy 12 de agosto,  se cumple el primer aniversario de su fallecimiento, hecho que acaece tras  una larga vida dedicada a su familia y a la causa de sus amores: la Cruz Roja.
Fue una trabajadora social incansable, que dedicó esmero, conocimiento y dedicación a la labor humanitaria, junto a muchos Voluntarios que compartieron su visión, y que la precedieron en su partida, como  Heriberto Magerl,  Emilia K. de Magerl,  Rosita Cuestas, Mercedes Muñiz, Rosa Juri,  Gladys Gutiérrez,  Blanca Larrea, Gladis Sallúa,  Heriberto Yiansens y  Aylleen Mac Guillicudy,  entre otros.
Actuó siempre con el concepto claro, de que  la labor no es de una sola persona, sino de un colectivo unido, formado por Voluntarios y socios juntos, conformando una cadena de sólidos eslabones. Su mayor anhelo fue  una filial  propia para la  Cruz Roja en Flores, que fuera  como un gran barco, con su bandera blanca y roja enarbolada,  y  pudiera navegar con cierta autonomía,  con sus velas orgullosamente desplegadas al viento por el mar de la esperanza.  Y vaya si lo logró!
Cada paso que  desde sus comienzos el movimiento  humanista departamental fue avanzando, significó un desafío: Desde el terreno, la colocación de la piedra fundamental, los planos, cimientos y cada hilera de ladrillos.  Con su  mirada persistente  puesta en el futuro, planificando  su inauguración  y la  instrumentación de sus servicios comunitarios,  en la búsqueda de respuestas a necesidades detectadas.
Con verdadero tesón dedicó parte de su tiempo a concretar contactos y  proyectos en bien de la población más carenciada,  tan necesitada de ayuda humanitaria.  Con  su claridad de pensamiento y su optimismo de cara al futuro, procurando de manera sostenida,  la excelencia y el desarrollo organizativo a nivel  local. Y  sorteando obstáculos, en la convicción de que toda dificultad, trae implícita una oportunidad.
Siempre defendió con verdadero celo la transparencia,  el buen funcionamiento y una minuciosa administración, que generaron confianza en nuestras contrapartes y condujeron a cambios productivos. Durante muchos años de Presidente de Cruz Roja Flores, demostró claridad de conducción, definición de prioridades institucionales y apoyo interinstitucional dentro de la red territorial nacional.
En muchas ocasiones sus inquietudes para con la causa, llegaban a poner a prueba su perseverancia en la búsqueda de soluciones, estrategias o convenios . Pero sistemáticamente,  lograba el objetivo tan anhelado  como  necesario para la institución.
Las personas pasan, pero las obras quedan. Y su pensamiento y acción trascienden en el tiempo a nuevas generaciones.
Y claro ejemplo de ello,  es nuestro Centro de Desarrollo Comunitario, único en el país. Con una propuesta totalmente vigente en los tiempo que corren y  que hace 30 años, no conocíamos  certeramente, su grado de viabilidad.  Pero el tiempo nos dio la razón Porque  fortalecidos por la fe y la esperanza, heredadas  de pioneros como Carlota,  fuimos haciendo nuestro,   este sello  de compromiso y calidad,  que nos caracteriza dentro de  nuestra comunidad  floresina.
Siempre con la mira en alto, sabedores de que tenemos en nuestras manos una institución  que  tiene un enorme respaldo mundial y un gran potencial de futuro.
Los Voluntarios que continuamos en este noble camino, recordamos  y homenajeamos a tan destacada Voluntaria y Presidente, citando las palabras de Henry Dunant -Fundador de la Cruz Roja-  tan vigentes como hace más de 150 años: “No nos atrevemos a actuar porque la tarea es difícil. Al contrario, la tarea es difícil, porque no nos atrevemos a actuar”.
Juntos podemos!
Cruz Roja Departamental